Última actualización en 29/06/2021

¿Qué pasa en caso de cese de la relación laboral?

En caso de cese de la relación laboral de un empleado con el empleador, el ex-empleado partícipe del plan de empleo se convertiría en "partícipe en suspenso". El partícipe en suspenso es un partícipe que mantiene sus derechos consolidados en el plan (sigue siendo dueño de sus participaciones), pero no se pueden hacer más aportaciones, ni por parte del promotor ni por parte del partícipe.

El partícipe en suspenso puede optar por:

  • Mantener su inversión en el plan de pensiones de empleo, hasta rescatarla más adelante, o
  • Traspasar sus participaciones hacia el plan de empleo de su nuevo empleador, o, en su defecto,
  • Traspasar sus participaciones hacia cualquier plan de pensiones individual.

Los traspasos pueden ser totales o parciales.

Nuestra recomendación para el empleado cuya relación laboral haya cesado, es que se abra una cuenta de pensiones individual con nosotros (desde su área privada \ Otros servicios \ Cartera de planes de pensiones) y solicite el traspaso de sus participaciones del plan de empleo hacia su cartera de planes individuales. De esta manera tendrá una cartera de planes de pensiones más ajustada a su perfil inversor individual, y además traspasable hacia cualquier otro plan de pensiones, individual o de empleo. En caso de que el partícipe en suspenso trabaje ya en otra organización que ofrece un plan de empleo, ya no podría traspasarlo hacia un plan de pensiones individual y sólo lo podría traspasarlo hacia el plan de empleo de su nuevo empleador.


Gracias por tu ayuda.
¿Te ha resultado útil? No

¿No encuentras lo que estás buscando?

Nuestro equipo de soporte está aquí.